La peor distopía para un lector

Hits: 1106

Las ciudades se tornan grises sin librerías

  

dETALLE PORTADA peso

 

 

Texto: Redacción Ilustración: Alfonso ZAPICO 

 

El ilustrador Alfonso Zapico ha dibujado una ciudad gris y descolorida en la que sus librerías han echado el cierre en la portada del número de mayo de Librújula, que dedica especial atención a las distopías. Sara Segovia, a la espera de la llegada en junio de la precuela de Los Juegos del hambre, titulada Balada de pájaros cantores y serpientes (RBA), nos abre el apetito con algunos apuntes sobre lo nuevo de Suzanne Collins y repasa algunas de las distopías juveniles con más pegada de los últimos tiempos. Que el futuro no pinta bien, nos lo lleva diciendo la literatura desde siempre. El pope literario Javier Aparicio Maydeu reflexiona en un artículo repleto de substancia titulado “¿Breviario de otra pandemia estéril?” sobre algunas de las advertencias en las novelas y el arte sobre pestes, contagios y pandemias. Hugo Izarra se dio un garbeo por la ciudad solitaria del confinamiento y nos ofrece su particular balada de un tiempo extraño.

Para los que, pese a la desescalada, no tengan ya paciencia para tanto encierro, pueden asomarse a Agitación, el libro de Jorge Freire publicado por Páginas de Espuma donde reivindica fervientemente la sabiduría de no hacer nada y no sentirse culpable. El autor nos da algunas indicaciones en una entrevista. Y para los que estén tentados de esa gran escapada del mundanal ruido, puede leer lo que cuenta Raquel Taranilla, ganadora del Premio Biblioteca Breve 2020 con Noche y océano, que gira alrededor de un escurridizo personaje que quiere rodar un documental sobre el rodaje realizado en los Mares del Sur por el director de cine mudo Murnau.

Portada 31 okJusto antes del sellado de fronteras, pudimos llegar hasta la capital de Rumanía para recorrer el Bucarest alucinado de Mircea Cartarescu con el propio autor como guía. Palacetes habitados por la hiedra, edificios imperiales al lado de descampados y rutilantes edificios modernos al lado de los anodinos bloques de los años soviéticos conforman un paisaje ecléctico e imprevisible por el que Cartarescu, cazador de lo asombroso, nada como un pez.

Si estos tiempos nos parecen malos, podemos consolarnos pensando que los hubo muchísimo peores. Paco Luis del Pino nos habla, al hilo de los libros de David Castillo y Evelyn Mesquida de la derrota de los derrotados, los doble cero, los cornudos y apaleados: los combatientes republicanos que después de ser escabechinados en España y tener que haberse ido al exilio a Francia, al poder salir por fin de esa hostil España, en nuestro país vecino los hacinaron en campos, los trataron como a delincuentes y, finalmente, acabaron como carne de cañón en unidades de la resistencia contra los nazis, empalmando una guerra con otra.

La mano de nuestro colaborador Víctor Royo nos asoma a la literatura de extrarradio con las voces de los escritores Toni Hill y Albert Lladó, autores de sendas novelas periféricas: Tigres de cristal y La travesía de las anguilas, respectivamente. Y nos dedica su singular abecedario el siempre caníbal Hernán Migoya, que acaba de publicar Baricentro, en una mirada tierna pero sin azúcar lustre a la ciudad dormitorio donde creció.

Laetitia Colombani nos recomienda “los pequeños gestos que cuentan”, retratamos a Elvira Lindo con su libro más personal: A corazón abierto y radiografiamos la novela única y agudísima del director de cine Michael Powell, Juego de espera, editada por la editorial Reino de Redonda. Enrique Villagrasa, fénix de los ingenios líricos de Librújula, invita a su villa poética de la revista a las poetas Ángela Serna e Isabel Bono, que se someten a sus intringuladas preguntas.

La distopía de Zapico de una ciudad sin librerías parece alejarse con las bocanadas de aire de la desescalada, pero no hay que relajarse. El covid19 no es el único virus que pone en riesgo ahí afuera el latido de la cultura.

La versión en papel de Librújula Mayo/junio ya está en una selección de quioscos resistentes y disponible en modo suscripción. Seguimos contando.